El promedio de ocupación hotelera en la zona del Valle de Uco está por encima de 70%. Ofrecen variedad de actividades.

Cabalgatas al amanecer con desayuno al lado del río, a los pies de la cordillera. Cosechar frambuesas. Subir en globo aerostático. Degustar los mejores vinos al atardecer frente al Cordón del Plata. Hacer rafting, kayak, pesca con mosca por los ríos del Valle de Uco. Disfrutar de la caída del sol en un patio cervecero. Aprender doma natural y recorrer a caballo la vieja ruta 40. Hacer el cruce de los Andes. Aprender de historia y filosofía en un circuito nómade que termina con fogón en un puesto.

El Valle de Uco apuesta fuerte a esta variedad de vivencias intensas y cautivantes para recibir a los turistas este verano.

Los emprendedores valletanos se entusiasman: “Hay muchas propuestas más, para todos los bolsillos e intereses”.

La ocupación en alojamiento rondó 98% en el Valle de Uco para las pasadas Fiestas y en la región esperan que los vientos a favor continúen durante el verano. Hasta el momento, según informaron desde las comunas, para las primeras semanas de enero Tunuyán tiene 90% de reservas, San Carlos 75% y Tupungato más del 70%.

Vivir el paisaje

“Ya sea por el vino que tomaron o pensando en el que tomarán, los turistas se van soltando al internarse en la montaña. El paisaje cambia, los arbustos grandes se hacen de cada vez más pequeños, con colores intensos y flores. Hay como un cambio de oxígeno, una narcosis natural y las risas se hacen más largas. Uno le pone un poco de TNT a todo eso, con relatos y compartida”, se ríe Nino Masi, un agradecido de poder trabajar de su hobby.

El hombre recuperó el rancho que construyó su abuelo, en lo que se conoce como Alto Valle de Uco, y lo abre para los visitantes, la mayoría extranjeros. Hay varias propuestas y “todas adaptadas a lo que quiera el turista”: cabalgatas, trekking, pesca con mosca, todos van acompañado con asados o desayunos al lado del río o en el rancho al amanecer, atardecer. Van de 100 a 250 dólares por día.

Variedad y precios

Con precios que van desde los 300 pesos, las bodegas de la zona ofrecen todo tipo de degustaciones y visitas. En el último tiempo, también han empezado a innovar con “experiencias únicas”. Por ejemplo, una de las opciones en Tupungato son las ‘Tardecitas de Andeluna’, una degustación al atardecer con un menú desestructurado en los jardines, con la vista del Cordón del Plata ($690).

En San Carlos, la entrañable pareja de Romina y Martín Gómez han mezclado la convicción por la doma natural y la comunicación equina que prodigan desde la Finca Gregorio Uco -en Chilecito- con paseos a distintos sitios sancarlinos “según lo que desee el turista”: Huayquerías, Ruta 40 vieja y escénica, etc.

“Buscamos que la cabalgata sea una vivencia especial, donde el caballo no es sólo el medio de transporte sino un compañero de viaje”, apunta Romina Pucciarelli. El turista elige si elige salir al atardecer o amanecer y también el punto (arroyo Hondo, Diamante, etc.) donde cabalgar y compartir el fogón con el asado a la jarilla. Esto a partir de los $ 1.500.

En Tunuyán, arranca una nueva propuesta “Experiencia nómade Valle de Uco”. El transfer sale de Clos de los Siete. En Cuvelier Los Andes hay charla sobre Historia y Filosofía, con caminata por viñedos, barricas antiguas y degustación. La próxima parada es en el monumento Retorno a la Patria, en el Manzano. Por último, el cierre es en el puesto Guiñazú, a orillas del arroyo Grande con folclore y la mejor comida criolla.

Los amantes de la aventura pueden optar por una bajada en rafting por el río Tunuyán, con Río Extremo. También, hace poco se sumó Parque Uco Aventura, que trabaja con bajadas en kayak y cool river (de dos horas) por el arroyo San Carlos. Con reservas, sólo viernes y fines de semana y desde 450 pesos.

En cabalgata hay para todos los gustos, desde media hora en el Manzano hasta el cruce de los Andes por el Paso Portillo, que puede ser a pie o caballo y dura varios días. Los amantes de la pesca con mosca, pueden recibir una clase de lujo con trekking, cabalgata y asado a orillas del arroyo Grande, por ejemplo.

Uno de los que ofrecen esta alternativa es Francisco Antón en Montañeros Andinos. “Depende si son pescadores novatos o avezados es el recorrido que armamos. A veces hay que caminar río arriba por zonas inhóspitas”, dice este emprendedor que pesca desde los 5 años. El valor arranca desde los 600 pesos.

Laguna del Diamante abierta al público

Salvo en caso de tormentas y nieve, la temporada en Laguna del Diamante está a pleno.

El canon de ingreso a la reserva, para quienes van en sus vehículos particulares, es de 140 pesos por persona. Si se quedan dos o más días, $ 230.

Para los que quieren realizar trekking o ascenso al volcán Maipo, con permanencia hasta siete días, el canon tiene un valor de $ 680 si son andinistas nacionales y $ 1.660, en caso de extranjeros.

También está la posibilidad de contratar excursiones por un día. Con salida desde Valle de Uco, a las 8 y regreso a las 18; las tarifas van desde los 1.800 pesos.

Fuente: Diario Los Andes
11/01/2018

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.