Trekking por un sendero espectacular, bien marcado, siguiendo el arroyo del Salto, con increíbles vistas y paisajes, una hermosa cascada y, quizás, la compañía gratificante de algunos cóndores!

Pasando Potrerillos, a unos 7 Km más al Oeste por la Ruta Nacional 7, se llega a una amplia curva con un pequeño conglomerado de casas y la posibilidad de estacionamiento, conocida como Estación Aforadora del Río Mendoza.

Siguiendo una vieja costumbre ferroviaria, algunas quebradas son conocidas por un número y no por el nombre del río o del lugar.

Tal vez los ingenieros del ferrocarril, por lo general extranjeros, las numeraban al no estar familiarizados con los nombres de los parajes, ya que en definitiva sólo eran obstáculos a trasponer, en el trazado ferrovial del Tren Trasandino.

 

La Quebrada del Salto, popularmente conocida como Quebrada del 55, tiene un recorrido muy breve, menos de 6 Km desde su inicio en la localidad de El Salto, hasta su desembocadura en el Río Mendoza.

 

Ofrece una oportunidad única para compartir con la familia, un sendero, paisajes, fauna, flora y agua; teniendo precaución y haciendo uso de un buen criterio, sin exponerse a riesgos innecesarios.

El recorrido es totalmente gratificante y no demanda un equipamiento especial, salvo que se desee hacer rapel.

 

DOS OPCIONES PARA EL RECORRIDO: ¡PERO UNO SOLO ENCANTO!

Partiendo del estacionamiento junto a la Estación Aforadora del Río Mendoza:

 

Opción 1 no requiere autorizacion, ya que por ley los cursos de agua son de uso público. Se bordea la ruta unos 600 mts y se ingresa por la desembocadura del arroyo y se sigue por ese curso. Se parte desde: S32 55.117 W69 14.590 (Garmin).

 

Opción 2 con autorizacion del propietario, ingresando por la ruta, traspasando el alambrado con el cartel que prohíbe el ingreso a la propiedad, frente a la Estación Aforadora y sorteando una lomita. Se parte desde: S32 54.964 W69 14.306 (Garmin).

 

INICIANDO LA MARCHA

Antes de comenzar el relato, creo oportuno comentar que la combinación de las palabras Cascada y Salto, pueden prestarse a confusiones.

La Cascada Del Salto, se encuentra en la Quebrada de la Manga y la Cascada De La Quebrada Del Salto o del 55, en la Quebrada del Salto y es la que nos ocupa hoy.

 

QUEBRADA DEL SALTO O DEL 55

La última vez que recorrí el sendero por la loma, fue con la autorización del propietario, que en algunas ocasiones se da una vuelta, para controlar que no se haga fuego, se rompan botellas de vidrio o se abandonen bolsas con desechos…

Apenas traspuesto el alambrado, un sendero muy marcado inicia un ascenso de no más de 100 mts., hasta la cima de una pequeña lomita.

 

Las flores de cactus, el ripio del camino, la soledad de los cerros y allá abajo el Río Mendoza, comienzan a componer ese maravilloso concepto, que muchas veces por costumbre más que por asombro, llamamos paisaje.

 

En sí la marcha no requiere un estado físico excepcional, solamente estar acostumbrado a caminar en montaña.

Desde la cima de la pequeña lomita, el Río Mendoza asoma zigzagueante junto a la ruta.

La bajada por un sendero muy marcado, finaliza en el lecho seco del Arroyo El Salto, con el que viene de la Opción 1.

Sin embargo el recorrido es maravilloso, sorprendente y lo mejor, que se puede compartir con la familia, introduciendo a los niños en esta aventura que nos invita a comulgar con la naturaleza.

El agua brilla por su ausencia. La tierra la devoró un kilómetro más adelante o en algún punto del lecho pedregozo.

La introdujo en sus entrañas sedientas de caricias, para luego dejarla escapar por las sendas misteriosas, que pacientemente labra la quebrada. Como en la Cascada de los Berros.

De a poco, un hilito de agua comienza a aparecer sobre el cauce seco del arroyo y se va agrandando. El verde de la vegetación toma fuerza y se expande, a medida que nos acercamos al Primer Salto.

En un divertido juego, las picardías del agua que aparece, desaparece y aflora en manantiales; asombra con su milagro. Hoy está aquí, mañana allá y su misterioso duende, fascina y alegra, dónde sea que se la encuentre.

El Primer Salto, tiene una altura de 2,5 a 3 mts y da la oportunidad de hacer un alto, refrescarse si el calor aprieta y dejarse llevar por el sonido del arroyo, que narra en su viaje las memorias del hielo y la nieve.

La Quebrada continúa, embellecida por el plumaje vegetal de las cortaderas.

Rocas que desperezan su herencia mineral bajo el sol, y el charlatanerío interminable del arroyo que murmulla sin cesar, establecen un momento de sosiego.

Lo que comenzó siendo un hilito de agua, alcanzó más vigor, transformándose en un arroyito que nace al pie de unas rocas altas, que anuncian el final del recorrido y el comienzo del encanto.

El agua dueña y señora, se desliza sobre la roca con su vestido de cristal y encaje de espuma, dejándose caer en los brazos esperanzados de la arena.

 

Hay quienes la llaman Cascada de la Quebrada del 55 o Del Salto, o Cascada del Ángel, llámese como se llame, ofrece el momento perfecto para beber agua de deshielo, hacer un alto y dejar que los sentidos se embriaguen con toda la energía y el encanto propio del lugar.

 

Las paredes de piedra que le sirven de trampolín, son sitio obligado de otra disciplina fascinante, el rapel. (Rapel: “Rappel en francés”, es una técnica de descenso, que sirve para sortear paredes verticales, precipicios, etc., con relativa facilidad. Se efectúa mediante el empleo de un arnés, una soga y un mosquetón normalmente con forma de 8, que sirve para frenar el descenso por fricción.)

 

EQUIPO NECESARIO

Mochila pequeña, equipo de hidratación (hay agua en casi todo el trayecto) , comida de marcha (sanguches o frutas), zapatillas o botas de senderismo, ropa cómoda preferentemente sintética, cortaviento, protector solar, lentes ahumados con filtro UV y máquina fotográfica (obligado).

El propietario no autoriza a encender fuego dentro de la propiedad.

 

DATOS TECNICOS

Punto De Partida: “Estación Aforadora”, Potrerillos, Luján de Cuyo (a 78 km de la ciudad de Mendoza).

Coordenadas de la Cascada: S32 55.694 W69 14.629

Máxima altura: 1.640 m.s.n.m.

Dificultad: Fácil.

Distancia Ida y Vuelta: 3,6 Km.

 

Un trekking imperdible, con muchas posibilidades, en un solo lugar. ¡Venite a descubrir la cordillera mendocina, te podemos llevar o asesorar!

 

Fuente: Huellas Cuyanas

 

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.