Airbnb planea despedir a un cuarto de sus trabajadores