Conocé e integrate al imponente Cañón del Atuel, un paisaje natural mendocino que despliega todo su encanto.

A 37 kilómetros de la ciudad de San Rafael y 265 kilómetros al sur de la ciudad de Mendoza se encuentra el accidente geográfico más antiguo de la Cordillera de los Andes. Esta maravilla es parte de la región centro-sur de la provincia de Mendoza.

Rodeado de formaciones montañosas que parecen esconder su belleza, el río Atuel se lanza por las rocas resplandeciendo sus colores cristalinos y turquesas.

El paseo por el Cañón es una alternativa excelente para que descubrir las formas que el viento y la lluvia se empeñan en tallar sobre el relieve: Museo de Cera, Sillón de Rivadavia, El Lagarto, Los Viejos, Los Monstruos, la Ciudad Encantada, El Mendigo, Los Jardines Colgantes, Los Monjes, son algunas de las obras más destacas de la naturaleza. Este paisaje es ideal para contagiarse de la serenidad que el ambiente regala. También, los amante de los deportes y la aventura, pueden realizar diversas actividades.

El río Atuel se interna entre las formaciones rocosas, formando remansos o se lanza por el relieve accidentado provocando saltos que acompañan su veloz recorrido. El rafting es una de las alternativas para recorrerlo; otra, los paseos en catamarán.

Aguas abajo, el lago formado por la presa Valle Grande y el Embalse del Nihuil son ideales para realizar actividades acuáticas como: buceo, jet esquí, remo, motonáutica y windsurf. Su rica fauna íctica también es una excelente opción para la pesca deportiva.

Los visitantes que llegan en busca de la aventura podrán realizar: cabalgatas por senderos agrestes; rappel y escalada, desafiando los paredones rocosos; tirolesa, trekking, y hasta la posibilidad de observar los paisajes desde las alturas en un parapente.

Una Ruta para la Aventura

El Cañón del Atuel y El Sosneado están entre las “Rutas de Aventura” de Mendoza: desafíos y oportunidades de 21 experiencias que están al alcance de mendocinos y turistas como producto turístico insignia, sobretodo para la temporada estival.

La propuesta se llama “Rutas de Aventura de Mendoza”, y dentro de las 21 seleccionadas se encuentran El Sosneado y Cañón del Atuel/Los Nihuiles.

Esta iniciativa nuclea a más de 100 prestadores, y el objetivo es fomentar el turismo en la montaña con actividades como senderismo, pesca y rafting.  Los paisajes que ofrece el departamento de San Rafael, dentro de los seleccionados, son lugares ideales para practicar rafting, mountain bike, cabalgatas, kayak, escaladas, rappel o descenso vertical, entre otros deportes de aventura.

Entr ellos se encuentran los paisajes atrapantes que  rodean al Nihuil y al paraje El Sosneado, donde las montañas, la vegetación y  los senderos hacen de estos lugares un sitio ideal para el turismo aventura.

De esta manera, algunos paisajes de San Rafael ha sido seleccionados dentro de las 21 experiencias presentadas, que son consideradas vivencias valiosas e inolvidables que se pueden  realizar en grupo, en familia y de acuerdo con las posibilidades y aptitudes de cada turista. Se trata de experiencias en las altas cumbres y en el pedemonte, pasando por actividades en ríos, fauna avícola, hasta pesca y senderismo.

El resto de los lugares provinciales que integran esta lista de 21 productos son: Cerro Aconcagua, Vallecitos/Cordón del Plata, Cruce de los Andes, Cajón de los Arenales, Volcán Tupungato, Vieja Ruta 40, Laguna del Diamante, Llancanello, Payunia, Desierto de las Huayquerías, Camino del Inca, Tierras Ancestrales, Telteca, Experiencia Bicentenario, Nieve, la Aventura del Vino, la Espeleología, Correr los ríos y Senderismo.

Mediante esta acción se pretende mostrar todo el potencial de la zona e invitar al público mendocino interesado a descubrir lo accesible de estas posibilidades, con actividades que se encuentran cerca, en la montaña misma, con senderos para toda la familia. En donde es posible contar, además, con otras actividades como rafting, kayak, paseos en bicicleta, transporte público, con gastronomía para disfrutar y complementar la experiencia.

 

Fuente: Los Andes y Diario de San Rafael

Artículos Relacionados