La Comisión Nacional de Regulación de Transporte dejó inaugurada en la Terminal de Ómnibus un puesto psicofísico. Estiman controlar a 10 mil conductores.

En busca de mejoras en Seguridad Vial, la Comisión Nacional de Regulación de Transporte (CNRT) dejó en funcionamiento el puesto permanente de control para los choferes de ómnibus de larga distancia. Médicos y psicólogos trabajarán en forma continua para chequear la salud de los conductores.
Jorge Ceballos Maldonado, gerente de la CNRT dialogó con Sitio Andino sobre la necesidad de implementar estos sistemas de controles psicofísicos. “Estamos buscando la buena salud laboral del chofer porque es quien asegurará que el pasajero tenga un buen viaje. También, se podrá eliminar cualquier accidente, porque si el conductor esté mal hay posibilidades que le dé algo en pleno trayecto”.

“Esta unidad psicofísica permanente estaba dentro de un proyecto donde para mitad de año teníamos que colocar cuatro puestos nuevos. Los otros están en Tucumán, Córdoba y uno móvil en Bariloche por la temporada, además del que ya funcionaba en Retiro”, indicó el funcionario desmintiendo que la elección de la provincia se deba a las cifras de fallecidos en accidentes viales en lo que va del 2017.

“Las alarmantes cifras de los accidentes en rutas obligan a realizar acciones y, estos controles frecuentes es una de ellas en donde un médico clínico y un psicólogo, evaluarán la salud de los choferes. Además, se evaluará el tema de drogas, alcoholemia y ahí determinamos si el chofer ha tenido el descanso correspondiente o esta preparado para conducir”, comentó el gerente de la CNRT.

En caso de que estos test no den los resultados esperados de acuerdo a los parámetros estipulados “se procederá a retirar la licencia y en la CNRT en Buenos Aires se hará un chequeo más exhaustivo. En algunos casos, dependiendo de la situación, la licencia no se devolverá”.

Son 50 mil las licencias nacionales habilitantes y desde Mendoza se estima abordar alrededor de 10 mil en donde se tendrá en cuenta “el flujo vehicular, por lo que poner los puntos en estas provincias hace que veamos prácticamente todo el flujo”, expresó Ceballos Maldonado.

Las diferencias entre los estudios que se solicitan para emitir las licencias nacionales habilitantes y estos controles no existen: “Son los mismos, la diferencia es que queremos hacerlos más paulatinamente, que en un año mínimamente se hagan dos revisiones por cada chofer”, explicó el gerente de fiscalización de la CNRT.

Natalio Mema, secretario de Servicios Públicos de la provincia, destacó la presencia de estos puestos fijos, sobre todo en Mendoza al sostener que “es un logro del gobernador y de la Secretaría el poder contar con estos controles acá”.

Además sostuvo que la intención es “incrementar el régimen de controles que estamos realizando, en coordinación con municipios, provincia y Nación para realizar un control exhaustivo de la cantidad de vehículos que están circulando en la provincia. Tenemos el privilegio de contar con este tipo de controles a través de una política que hemos encarado en conjunto con el gobierno nacional”, expresó el funcionario local.

 

Fuente: Sitioandino

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.