El turismo extranjero ya es un motor dinamizador de la economía