Según estadísticas de serie histórica, recién a mediados de este 2017 el mercado aerocomercial argentino estará retomando los índices de crecimiento de 2013. Lo curioso es que entre ambos años el panorama cambió notoriamente.

Desde hace al menos un par de meses, la Empresa Argentina de Navegación Aérea (EANA) comenzó a publicar estadísticas acerca del mercado aerocomercial. Lo interesante es que no se trata de números, solamente, del pasado cercano, también presenta series históricas. Y en tal sentido es interesante bucear en esas cifras y descubrir algunas perlitas. Una de ellas es que la ampulosa “Revolución de los Aviones” que se impulsa desde el gobierno nacional, partió de -1. ¿Cómo es esto? Todas las cifras de la EANA traen la comparación de lo sucedido en este 2017 frente a 2016 y 2015. Sin embargo, si se miran cifras más amplias en el tiempo, se ve que el mercado sufrió un duro “tropiezo” entre 2015 y 2016.

PASANDO EN LIMPIO.

La EANA presentó recientemente los datos de junio de 2017 tomando en cuenta el acumulado del año, es decir, el primer semestre. Analizaremos aquí dos variables: los vuelos regulares y los pasajeros de cabotaje. Es decir nos ceñiremos al mercado local.

Según la EANA, comparando el primer semestre de 2015 con el de 2016, se verifica un crecimiento del 1,97% en el número de vuelos regulares registrados en el cabotaje. Del mismo modo, entre la primera mitad del año de 2016 y la de 2017 se nota un incremento de la cifra del orden del 8,16%.

Ahora bien, tomando en cuenta la serie histórica anual, el número de vuelos regulares en el cabotaje creció un 2,07% de 2015 a 2016. Del mismo modo, de 2014 a 2015 la expansión fue del 1,87% y de 2013 a 2014, del 2,67%. Sin embargo, de 2008 a 2013, es decir un lustro, la recuperación en el número de vuelos llegó al 35,8%, es decir una media anual del 7,16%. De modo que como se ve, recién este año estaría cerrando a los niveles registrados, en promedio, entre 2008 y 2013.

LOS PASAJEROS.

Lo mismo sucede, según las cifras de la EANA, con el número de pasajeros de cabotaje. De 2015 a 2016, la cifra creció un 7,67% y de 2016 a 2017, hizo lo propio en 14,81%.

Ahora bien, el total del crecimiento en el número de viajeros del año, de 2015 a 2016, fue del 5,78%. Pero de 2014 a 2015, fue del 12,79%; de 2013 a 2014, del 10,26%. Y de modo similar a lo sucedido con los vuelos, entre 2008 y 2013, la cantidad de pasajeros creció un 48,78%: a razón de 9,75% anual.

Lo curioso es que en toda esta lectura se comparados mercados diferentes. Es decir, el de 2008, 2013, 2014 y demás, habla de un cabotaje cerrado, con un competidor dominante como era Aerolíneas Argentinas/Austral, seguida de Latam (por aquel entonces LAN), Andes y Sol. Hoy el panorama aparece como más amplio, Andes amplió su programación, Flyest tomó el lugar de Sol, American Jet decidió pasar al transporte regular y hay tres nuevas líneas aéreas autorizada como Avianca Argentina, Alas del Sur y Flybondi.

Seguramente, las previsiones del Ministerio de Transporte subestimaron el alto impacto de la mala economía de finales de 2015 y 2016, con una notoria disminución de varios puntos del PBI, caída general de la actividad económica y aumento de la inflación (como lo muestran el Informe de Cuentas Nacionales, Estimador Mensual de Actividad Económica –EMAE–, el Estimador Mensual Industrial –EMI–: todos reportes del Indec).

Fuente: Ladevi
24/07/2017

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.