El tren del tiempo en San Rafael

El tren del tiempo en San Rafael

El Museo Ferroviario nos transporta 100 años hacia atrás. En el centro de San Rafael, nos encontramos con el tren del tiempo. Te contamos qué es.

Caminando por la emblemática avenida San Martín, en el centro de San Rafael, nos llamará la atención una vieja, pero restaurada locomotora que se ubica en la esquina con la avenida Rivadavia. Se trata de la máquina 315, denominada “La Constructora”. Es la locomotora con la cual fue construyéndose el ramal San Martín y que actualmente es un importante vestigio de aquel periodo. Al ingresar al museo, es tal el cambio de contexto que nos parece haber entrado al tren del tiempo.

El Museo se estableció en el inmueble de la vieja estación ferroviaria del San Martín que hacía el recorrido Retiro-San Rafael, con trasbordo hacia la capital de Mendoza cruzando, a su vez, por múltiples estaciones que se disponían en los pueblos por donde pasaba el recorrido.

En su entorno se encuentran distribuidos diversos elementos como zorras, carros, bombas, cuerpos de manejo de cambios de vías, etc. En el interior, la muestra cuenta con cinco salas que están organizadas de acuerdo con las funciones que se cumplían en cada una de ellas. Se trata de la sala de espera, con sus respectivas boleterías, muebles de la época con fotografías de aquellos tiempos, remontando así a diferentes períodos de la historia local. También se pueden ver dos taquillas, en su interior hay cajas fuertes, boletero, fechador de boletos, uniformes, entre otros elementos.

Por otra parte, este tren del tiempo nos lleva a la “Sala de Comunicaciones”, en la que se pueden observar elementos como ordenadores viales, telégrafos, faroles de señalización y demás elementos utilizados para las comunicaciones de la época. Por último, existe la oficina del jefe de estación, la cual cuenta con amoblamiento típico, fotografías y una mesa de instrucciones utilizada para la preparación de aquellas personas que aspiraban a ser maquinistas. Actualmente el museo está en permanente trabajo para contribuir al constante crecimiento de la muestra histórica.

La sala de espera del Museo es la estación donde llegó por primera vez el tren a San Rafael, un 8 de noviembre de 1903. La llegada del ferrocarril representó mucho para los sanrafaelinos, a tal punto que la estructura de la estación se mantiene como en aquel momento, tanto los pisos, las ventanas y los techos, es todo original.

Al museo asisten miles de visitantes al año. Sobre todo, estudiantes de escuelas primarias, quienes no conocen o no saben lo que representó el ferrocarril para San Rafael, que, en realidad, significó el nacimiento de la ciudad.

 

Su historia

Hacia fines de la década de 1990, comienza a formarse el Museo Municipal Ferroviario, como una iniciativa de recuperación de espacios comunales, con el objetivo de mantener, en la memoria colectiva, la historia regional. Luego de acondicionar salas y recuperar elementos que hicieron a la Historia del ferrocarril, el museo empezó a establecerse como tal y se reabrió en el año 2000.

El museo está abierto todos los días de 8:00 a 19:00, incluyendo fines de semana y días feriados. La entrada tiene un valor simbólico, irrisoriamente barato.

Para los mendocinos, todo lo relacionado a trenes y transporte ferroviario es trasladarse a épocas de antaño. Por eso hablamos del tren del tiempo, porque al ingresar a este museo revivimos algo que tuvimos durante muchos años, nos quitaron y ahora añoramos.

 

Fuente: Ser Argentino, por Exequiel Nacevich