Las empresas aéreas trasladaron los viajes hacia mediados de septiembre y el mes siguiente. Aún no hay una confirmación oficial sobre el reinicio de las operaciones

“Es difícil poner fecha, nuestra expectativa es que para octubre podamos volver a volar dentro del país”, aseguró el domingo pasado el ministro de Turismo, Matías Lammens. Esa expectativa aun no se transformó en una fecha oficial y, por eso, las aerolíneas locales ya reprogramaron sus cronogramas previstos para septiembre.

En Aerolíneas Argentinas corrieron la programación de los vuelos de cabotaje hasta el 20 de septiembre. La aerolínea de bandera se viene manejando en función de los decretos de extensión del aislamiento social, preventivo y obligatorio (ASPO). Por lo tanto, su progamación de cabotaje, por ahora, está cancelada hasta esa fecha.

En JetSmart también canceló los vuelos hasta mediados de septiembre, mientas que Flybondi suspendió el cronograma de septiembre y mantiene el de vuelos para octubre. Los pasajeros tienen la opción de reprogramar esos vuelos sin penalidades.

 

Durante varios meses, el sector aerocomercial tuvo el horizonte puesto en septiembre como la fecha de largada para los vuelos regulares. Una resolución de la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac), publicada a fines de abril, había autorizado a las líneas a vender pasajes a para volar a partir del 1º de septiembre.

Pero en las últimas semanas, mientras los números de casos de coronavirus crecieron en todo el país, desde el Gobierno fueron extendiendo esos plazos, aunque no confirmaron otra fecha.

Uno de los posibles conflictos es que gobernadores de las distintas provincias no están aun dispuestos a recibir vuelos de zonas del país mientras los casos de coronavirus sigan en aumento.

“Nadie tiene nada confirmado. Hasta que no aparezca nada por escrito no tenemos de donde agarrarnos. En la medida en que los gobernadores tengan cerradas sus provincias o cada intendente tenga una ley propia y una forma diferente de aplicar cómo se transita no va a haber turismo posible. Se necesita alguna certeza de cómo moverse con un mismo criterio por todas las provincias“, explicó una fuente del sector.

Desde Transporte, señalaron que la idea es que se pueda volar lo antes posible siempre con la planificación de tiempo que necesitan las aerolíneas. Y que se avanzó en las reuniones con el ministerio de Salud para definir los protocolos, donde quedan algunos detalles para trabajar. La palabra final, aseguran, la tiene el presidente de la Nación, que debe anular el decreto de ASPO que estableció la cancelación de los vuelos regulares.

En tanto, en septiembre es muy probable que haya más movimiento de vuelos internacionales que de cabotaje. Algunas de las aerolíneas que vuelan a la Argentina solicitaron autorización a la ANAC (Administración Nacional de Aviación Civil) para efectuar vuelos especiales a destinos como Madrid, Miami, Paris, Amsterdam y San Pablo, entre otros. Las compañías que realizar estos vuelos durante septiembre son American Airlines, Aerolíneas Argentinas, Air France, KLM, Air Europa e Iberia.

Estos vuelos no están abiertos a todos los pasajeros (a excepción de los Estados Unidos y Brasil) sino que deben contar con ciudadanía o residencia en el país de destino o justificar motivos de trabajo o educación para realizar el viaje. Los requisitos dependen de cada país.

En tanto, otras empresas internacionales, como Air New Zealand, Qatar Airways y Emirates ya confirmaron que no volverán con una programación de vuelos regulares a la Argentina una vez que finalicen las medidas de aislamiento aun vigentes.

Por su parte, en junio pasado, Latam anunció que deja de operar en Argentina en sus 12 destinos de cabotaje (Buenos Aires, Iguazú, Bariloche, Salta, Tucumán, Mendoza, Córdoba, Neuquén, Comodoro Rivadavia, Río Gallegos, El Calafate y Ushuaia).

Durante julio, se realizaron 537 vuelos domésticos, entre los vuelos especiales autorizados y los vuelos privados. En el mismo mes del año anterior, en plena temporada alta, la cantidad de vuelos había ascendido a 13.500, según las estadísticas de Anac.

La empresa que realizó más vuelos fue la compañía de vuelos privados American Jet, con 79 viajes, seguida por Aerolíneas Argentinas, con 31 vuelos; JetSmart, con cinco vuelos y Flybondi, con cuatro vuelos. Se trata, en muchos casos, de vuelos contratados por empresas que tienen que trasladar personal dentro del territorio argentino.

Fuente: Infobae – Ximena Casas
08/09/2020

Artículos Relacionados