image

La ruta provincial 52, que enlaza Uspallata con la ciudad de Mendoza, llega hasta el predio del antiguo hotel termal de Villavicencio, por un trayecto con más de 350 curvas, donde los panoramas se abren y cambian después de cada una: aparecen alamedas, potreros y chacras, así como guanacos que comen al borde de la ruta, pumas y zorros.

El hotel (inaugurado en 1940) se encuentra cerrado desde hace años, pero es imprescindible visitarlo. Su sorprendente arquitectura de estilo normando y sus parques de frondosas arboledas –con senderos poblados por evocativas glorietas cubiertas de hiedra– invitan a recorrerlo. A pocos metros hay una hostería con restaurante y recientemente se ha inaugurado el Villavicencio Park, un parque de entretenimientos para practicar, principalmente, arborismo. Las termas, famosas por sus propiedades curativas, proveen las aguas que se comercializan en todo el país. En la ruta, el viajero puede detenerse en impresionantes precipicios como el Balcón, cuyos paredones rocosos producen ecos retumbantes. Su punto más alto es Cruz de Paramillos (3.100 metros), que recuerda al asentamiento jesuita y desde donde se puede divisar la punta del cerro Aconcagua. En las cercanías se ubica un “pueblo fantasma”, donde vivieron los trabajadores de la mina –mayormente indígenas– que comenzó su explotación hacia 1700. Allí se recuerda, también, el paso de Charles Darwin en 1835. Luego el sistema intramontano se prolonga hacia el norte, con los amplios valles de Calingasta, Rodeo e Iglesia, surcados antaño por el legendario Camino del Inca.

Show all timings
  • lunes09:00 AM - 05:00 PM
  • martes09:00 AM - 05:00 PM
  • miércoles09:00 AM - 05:00 PM
  • jueves09:00 AM - 05:00 PM
  • viernes09:00 AM - 05:00 PM

imageYour request has been submitted successfully.

image