A días de culminar su presidencia en CAT, Aldo Elías dijo que para que el turismo sea política de Estado falta que la industria sea el faro de recuperación.

A días de culminar su segundo ciclo al frente de CAT, Aldo Elías, presidente de la entidad, conversó con este medio para repasar su gestión, pero también en virtud de repensar la actividad turística.

“Fueron cuatro años muy intensos, pero no puedo decir que me voy con la satisfacción de haber cumplido con todo lo que tenía entre manos”, resumió, para recordar que la pandemia consumió 18 meses de la gestión. “Fuimos contemporáneos al paro más grande que tuvo la industria y muchos objetivos se vieron relegados”, admitió.

Sin embargo, Aldo Elías valoró que durante la mayor crisis del sector lograron generar espacios para sostener la moral, las ganas y las empresas; así como indicó que avanzaron en la premisa de constituir al turismo como política de Estado, pero aclaró: “Falta un plan de desarrollo que le dé al país la posibilidad de nutrirse económicamente a partir de esta actividad”.

Lo malo y “rescatable” de la pandemia

Después de 30 años de crecimiento ininterrumpido a nivel mundial, Aldo Elías recordó que el turismo es una de las actividades más golpeadas por la pandemia y afirmó que, puertas adentro, la sangría fue muy grande.

“Hoy las empresas ya no cuentan con espalda y tampoco ahorros, sumado a que los bancos ya no dan créditos debido a los endeudamientos”, dijo, para reconocer el enorme riesgo de nuevos cierres de empresas y que la cantidad “puede llegar a ser preocupante e irrecuperable”.

Afirmando que el avance del proceso de vacunación será clave para la recuperación del destino, el titular de CAT rescató que la pandemia le permitió a la industria turística ubicarse, junto a agricultura, ganadería y minería, como una de las principales actividades económicas del país.

“Los argentinos están comprendiendo que el turismo no es una actividad de ocio, sino que es una industria que genera miles de puestos de trabajo, divisas e inversiones”, recalcó.

Habiendo sido una de las premisas de su gestión, Aldo Elías admitió que una de las cuentas pendientes fue lograr que el Gobierno tenga al turismo en su agenda diaria, pero aclaró que el avance fue importante.

“Para que el turismo será una política de Estado es necesario construir un plan de desarrollo que le dé al país la posibilidad de nutrirse económicamente a partir de esta actividad y que ésta sea su faro de recuperación”, dijo.

Al respecto, y tras recalcar que la pandemia les permitió dar el primer paso para cumplir con este concepto, el dirigente ponderó que el turismo logró una mayor visibilidad nacional. “Los ministerios de Producción, Trabajo, Ambiente y Economía deben trabajar en función de la industria turística porque es la más transversal de todas las actividades”, reclamó el presidente de CAT.

Macri y Fernández, dos gobiernos, un presidente

Durante sus cuatro años al frente de CAT, Aldo Elías convivió políticamente con dos gobiernos enfrentados ideológicamente, y de ambos rescató gestos turísticos.

“Mauricio Macri le dio un espacio al turismo que no tenía, aunque sucedió más desde el plano discursivo que en acciones concretas”, declaró, para subrayar: “El mayor hito fue reglamentar la ley de la Devolución del IVA al turista extranjero”.

Respecto al guiño turístico de Alberto Fernández para con el sector, destacó el programa del PreViaje, y explicó: “Se trató del primer plan de incentivo para fomentar los viajes nacionales y los resultados fueron muy buenos para el Estado, las empresas del sector y los consumidores”.

Sin embargo, reconoció que ningún Gobierno resolvió la presión impositiva y recalcó que el exceso de las tasas promueve la evasión fiscal de las empresas.

Asimismo, indicó que en el debe hay que señalar la falta de proyectos para ratificar al turismo como política de Estado. “Es necesario contar con acciones e ideas que se sostengan en el tiempo; el espacio de construcción debe ser consensuado, compartido y validado por ambas partes”, sostuvo.

CAT replantea el rol natural de Argentina

Aseverando que Argentina tiene lugares soñados para recorrer y que, según las tendencias internacionales, sus espacios naturales la posicionan en un lugar de privilegio para la pospandemia, Elías reconoció que no alcanza solo con tener paisajes bonitos.

“Muchos de los destinos naturales emergentes no poseen infraestructura, servicios turísticos de calidad ni conectividad para explotar el turismo”, manifestó, para señalar: “No tenemos una política de Estado que incentive a los capitales extranjeros”.

El dilema de la conectividad y la competitividad

Otros de los ejes de su gestión, que se vieron pospuestos por la pandemia y que espera que la nueva conducción retome, estaban vinculados con la conectividad nacional y la presión impositiva.

“Si creemos que al país lo puedes conectar solo con una línea aérea estamos muy mal. Si no cambiamos esta política, el turismo fracasará estrepitosamente”, declaró; así como criticó el estado de la conectividad terrestre, tanto por la falta de mantenimiento de las rutas como por la oferta de ómnibus y trenes.

En este orden, advirtió que Argentina no tiene posibilidades de ser competitiva, y explicó: “Sin un plan para morigerar el impacto de los impuestos en las empresas de servicios turísticos, y con una limitada oferta aérea, vas a perder siempre contra la competencia del exterior”.

De hecho, Aldo Elías planteó: “Los que se quejan de que los argentinos viajen al exterior, deben comprender que lo hacen porque les resulta más económico vacacionar fuera que dentro del país”.

¿Revolución promocional para la pospandemia?

Tras haber admitido altibajos pasados en la relación con Inprotur y diferencias respecto a los recortes de las acciones de promoción, Aldo Elías comentó que la actual gestión no puede ser evaluada más allá de las intenciones digitales para mantener al destino vigente.

“Lo que se hizo es poco, pero tiene que ver con las limitaciones impuestas por la pandemia”, dijo, para agregar que en el último año solo se pudo participar de dos ferias presenciales.

No obstante, y ratificando que el dinero que le corresponde al Turismo debe estar en manos de quien corresponde, afirmó que ahora comienza el verdadero trabajo y desafió de Inprotur.

“Tendrá que generar las mejores soluciones para posicionar a Argentina como un producto turístico necesario”, manifestó, y subrayó: “Para ello, será clave ratificar la apertura de las fronteras”.

A su vez, señaló que otro de los ejes que debe contemplar es la interacción con otros organismos de la región para constituir un pasaporte turístico regional. “Se deben unificar los requisitos de ingresos. Hay que entender que somos la región América y debemos aprender a trabajar en conjunto”.

CAT comprometida con la inclusión

Entre uno de los hitos durante su mandato, Aldo Elías ponderó que pusieron en evidencia la necesidad de fomentar el respeto por la accesibilidad, equidad de oportunidades, inclusión, el turismo como derecho social y las cuestiones de género.

“El trabajo que se está realizando desde las comisiones de Género y Turismo Accesible es muy bueno, y sus resultados dan la pauta de que estamos en el camino correcto”, opinó, para añadir: “CAT está leyendo las demandas de la sociedad y eso fomenta el vínculo entre las personas y la actividad turística”.

Asimismo, reconoció que la premisa es visibilizar la problemática de género y reposicionar la postura del turismo respecto a este tema. “Debemos trabajar para que las condiciones de trabajo y los cargos dirigenciales sean iguales tanto en el salario como en las oportunidades para ocupar los puestos de decisión”.

¿Aldo Elías continuará ligado a CAT?

Ante la consulta sobre qué mensaje o recomendación le daría al nuevo presidente de CAT, Aldo Elías instó a que la próxima gestión profundice el posicionamiento del turismo como industria económica en la conciencia de los argentinos; al tiempo que enfatizó que es clave robustecer los vínculos con los ministerios de Turismo, Economía, Trabajo y Producción.

Respecto a su rol dirigencial, Elías admitió que aún no se resolvió desde dónde seguirá contribuyendo. “Apoyaré desde el espacio que el Comité Ejecutivo de CAT lo considere conveniente”, declaró.

Fuente: Ladevi – Por Marcos Llobet
14/07/2021