FOLATUR- “Altos riesgos anticompetitivos de alianza global entre LATAM, American Airlines, British Airways e Iberia: la indesafiabilidad de una red en Latinoamérica”

1. Durante el primer semestre de este año 2016 LATAM Airlines Group S.A. (LATAM) y American Airlines Inc. (AA) presentaron para su aprobación ante las autoridades de libre competencia en Estados Unidos, Chile y Brasil un Joint Business Agreement (JBA) para los servicios de transporte aéreo de carga y pasajeros entre Estados Unidos y Canadá, por una parte, y América del Sur, por la otra. Dicho JBA consideraba una coordinación conjunta de precios, ofertas y distribución de utilidades para los vuelos internacionales y los domésticos que alimentaban a estos últimos que en esencia replicaban los efectos de una fusión entre las mismas.

2. Asimismo, y simultáneamente, LATAM e IAG, controlador de British Airways PLC (BA) e Iberia Líneas Aéreas de España S.A. (Iberia) presentó ante las autoridades de libre competencia de la Unión Europea, Chile y Brasil un JBA para los servicios de transporte aéreo de carga y pasajeros entre la Unión Europea y América del Sur, de similares características y resultados equivalentes a una fusión como en el caso anterior.

3. Complementa lo anterior que ya existe en operación un acuerdo de JBA entre AA e IAG para los tráficos aéreos entre Estados Unidos y la Unión Europea. Adicionalmente, el mayor accionista de IAG y determinante en su estrategia, Qatar Airways, está pasando actualmente a ser el segundo mayor accionista de LATAM.

4. Las asociaciones anteriores, operacionales, globales y de total coordinación, se suman así a inversiones de capital que permitirían consolidar una red aérea basada en América del Sur que sería muy difícil de desafiar por otros, con negativas consecuencias en los precios por los servicios de carga y pasajeros, tanto a nivel doméstico como internacional.

2

5. El mercado aéreo de Latinoamérica es innecesariamente fragmentado y deficitario en competencia, al contrario de los habidos en Estados Unidos y la Unión Europea, casi cuatro veces mayores. El peso agregado de LATAM en Latinoamérica en pasajeros domésticos e internacionales – antes de estas operaciones propuestas – equivaldría a aquel que nacería de la fusión de las dos principales líneas aéreas en Estados Unidos o de las tres más grandes existentes en la Unión Europea en sus respectivos mercados: una condición estructural anticompetitiva impensable en mercados desarrollados a los que nuestra región aspira.

6. La Fiscalía Nacional Económica de Chile recomendó rechazar estas alianzas propuestas por su negativo impacto en la competencia en los mercados involucrados, con participaciones eventuales en las rutas principales sobre 70%. El Conselho Administrativo de Defesa Económica (CADE) de Brasil recomendó también rechazar estas alianzas por iguales motivos y extremas participaciones de mercado. Ambas resoluciones del pasado mes de noviembre no consideran aprobaciones con medidas mitigatorias sino sencillamente expresan el rechazo puro y simple de las alianzas, por la imposibilidad de corregir con remedios parciales y temporales problemas de suyo estructurales. Aún más, los análisis de rechazo de estas alianzas no alcanzan a evaluar el agravante que significa que éstas no sólo involucran a cada uno de estos países, sino que a todo el continente Latinoamericano, lo que potencia aún más sus negativos efectos.

7. El Departamento de Transporte de Estados Unidos (US DOT) recomendó el pasado noviembre rechazar una alianza similar de JBA que buscaba aprobar AA y Qantas Airways para los tráficos entre Estados Unidos y Australia y Nueva Zelanda por, entre otros elementos, superar umbrales de 60% de participación de mercado y tener las más grandes participaciones en cerca de 200 pares de ciudades, elementos suficientes para ejercer poder de mercado. El peso desestabilizador de Qantas en Australia es similar a aquel de LATAM en América del Sur: las semejanzas del caso son inescapables. AA y Qantas retiraron posteriormente la solicitud de aprobación de este otro controvertido JBA.

8. Las tres entidades gubernamentales anteriores cuestionaron el verdadero valor de potenciales sinergías envueltas en las alianzas propuestas, y declararon que aún de haberlas, no habría incentivo a traspasar esos eventuales beneficios a los consumidores por ausencia de actores que pudiesen disciplinar a firmas aéreas globalmente coordinadas que velarían por un negocio común de manera conjunta.

3

9. En línea con las autoridades anteriores, FOLATUR rechaza las alianzas propuestas por sus efectos anticompetitivos, los que estructuralmente son imposibles de corregir con medidas mitigatorias imperfectas y prácticamente imposibles de verificar. Los efectos anticompetitivos, nacidos de la creación de una red aérea muy difícil de desafiar, se verían reflejados inexorablemente en más altas tarifas, con el consecuente daño a los consumidores y particularmente al turismo regional y conectividad con el mundo.

10. Creemos firmemente en los mercados competitivos. Sin embargo, las alianzas propuestas e inversiones de capital en curso apuntan justamente en la dirección contraria. Los Cielos Abiertos de Latinoamérica, así como aquellos ya prevalecientes en Estados Unidos y la Unión Europea, serían la mejor respuesta competitiva a un mercado que ya supera los 220 millones de pasajeros anuales y que se va a duplicar antes de una década. Queremos contar con mercados desafiables, en beneficio de todos. Los JBA de LATAM, AA, BA e Iberia buscan, en el fondo, consolidar posiciones de dominancia en mercados hoy fragmentados y poco competitivos, cuyo natural resultado es perjudicial a los consumidores.

11. Confiamos en que las autoridades de libre competencia de Estados Unidos, la Unión Europea, Chile y Brasil conjuntamente rechacen estas alianzas y promuevan medidas de política pública que den origen a una verdadera competencia aérea en el continente Latinoamericano a nivel agregado y en todos y cada uno de sus mercados.

Fuente: AMAVYT
17/12/2016

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.