Para la consultora Idesa, la mochila de los impuestos y la burocracia hacen que las opciones para generar un excedente sean alcanzar una posición dominante de mercado u operar en la informalidad.

De acuerdo al informe Doing Business del Banco Mundial, en Argentina el impuesto a los Ingresos Brutos representa el 53% de la rentabilidad, las contribuciones patronales para la seguridad social el 29%, y el impuesto al Cheque el 17%.

Según el análisis de la consultora Idesa, estos datos muestran que solo estos tres tributos absorben toda la rentabilidad que un comerciante esperaría obtener de su actividad bajo condiciones normales: “Es decir, bajo el actual sistema tributario sólo quienes logran una rentabilidad superior a la normal estarían en condiciones de cumplir con el pago de todos los impuestos y generar un excedente. Para quienes no tienen una posición dominante de mercado que les permita obtener una rentabilidad extraordinaria la única alternativa que les queda es operar en la informalidad”.

Si se suman el resto de los tributos, Doing Business estima que se llega al equivalente del 106% de la rentabilidad normal. De acuerdo a Idesa, los problemas no se agotan en el nivel de los impuestos: “La burocracia también provoca que la enorme mayoría de los pequeños emprendimientos sean viables sólo si operan en la ilegalidad. El mismo estudio del Banco Mundial señala que abrir un negocio en Argentina lleva 25 días, obtener un permiso de construcción un año y hacer los trámites para pagar los impuestos consume 45 días al año. En países avanzados abrir un negocio lleva un día, obtener un permiso de construcción un mes y los trámites para pagar los impuestos consumen sólo siete días al año”.

Fuente: Ladevi
08/07/2017

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.