Agencias de viajes, transportistas y hoteleros se movilizaron en diversas ciudades del país pidiendo la Declaración de Emergencia.

Los trabajadores del Turismo se unieron el pasado miércoles 15 de julio, en un solo grito de lucha para reclamar la urgente declaración de la Emergencia Económica del sector. La marcha se replicó en Carlos Paz, Rosario, Bariloche, Salta, Tucumán y otras ciudades del país, en las que gran parte de las fuentes de trabajo directo o indirecto pertenecen al Turismo.

Transportistas, hoteleros, agencias de viajes, guías y distintos actores del rubro turístico, que se han visto gravemente afectados por la crisis solicitan ser escuchados y una urgente solución a la desesperante situación que están viviendo. Siendo uno de los sectores cuyo trabajo más tardará en restablecerse, piden que el Estado acelere y mejore la asistencia con ampliación de los planes del Gobierno para las pymes y exenciones impositivas, entre otros reclamos.

En Córdoba la marcha emprendió en el estadio Mario Alberto Kempes, pasaron por avenida Colón y Cañada, para luego concentrarse frente al Patio Olmos, sobre avenida Vélez Sarsfield y bulevar Arturo Illía. Dejaron en claro que esta es una marcha federal que busca declarar el Estado de Emergencia al Turismo y que el mismo sea a través de un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), ya que no pueden esperar a la burocracia del Estado “tiene que ser urgente, porque muchas familias están quedando en el camino”, señaló uno de los manifestantes.

Fuente: Pensatur
22/07/2020